La importancia de tratar bien la cistitis en la tercera edad

La importancia de tratar bien la cistitis en la tercera edad
5 (100%) 4 voto[s]

Las infecciones del tracto urinario (ITU) son habituales en la tercera edad con una incidencia de entre el 5 y el 30% en las mujeres y del 20 y el 40% en los hombres, según los datos de la Asociación Española de Urología (AEU). Con el envejecimiento, el organismo se hace más vulnerable a las infecciones. Entre el 75 y 80% de los casos de cistitis que ocurren en la población mayor que vive en su domicilio, son debidos a la bacteria Escherichia coli (E. coli), mientras que en las personas institucionalizadas, las infecciones urinarias por E. coli explican entre el 40 y el 50% de los casos, según las estadísticas de la AEU.

Ante la sospecha de una ITU en la población mayor, es preciso confirmar el diagnóstico mediante pruebas de laboratorio tales como el urocultivo y las tiras reactivas. En los pacientes ancianos puede ocurrir que los síntomas propios de la cistitis, como la polaquiuria o la disuria, se deban a otras causas diferentes, tal y como se desprende de este informe sobre la Infección Urinaria en el anciano.

Además, el crecimiento de cepas multirresistentes, en ocasiones, precisa corroborar la bacteria patógena responsable de la ITU para que el profesional sanitario prescriba el antibiótico más eficaz y adecuado a cada caso.

¿Cuáles son las principales vías de infección en las personas mayores?

En las mujeres de la tercera edad, la principal vía de infección es la ascendente. Los mayores focos de procedencia son las bacterias localizadas en la zona periuretral y en el vestíbulo vaginal. Dada la anatomía de la uretra femenina, es fácil que se produzca una migración de estas hacia la uretra y de ahí a la vejiga. Además, si se existen sondajes, el riesgo de infección se incrementa.

Infección por cistitis y Escherichia coli

En el caso de los hombres, debido a que la longitud de la uretra es mayor, la vía de infección más común es por contigüidad, es decir, el contagio a través del personal o de equipos instrumentales contaminados.

En cuanto a los factores de riesgo en este segmento de la población, los principales son la disminución de la actividad estrogénica en las mujeres, una menor actividad antibacteriana de la próstata en los hombres y la aparición de la incontinencia y/o retención urinaria.

Consejos para prevenir la cistitis de repetición en las personas de la tercera edad

Para prevenir las recurrencias, la higiene es un aspecto clave. Se recomienda utilizar jabones con pH neutro y limpiarse la zona genital de delante hacia atrás para evitar el arrastre de las bacterias. Del mismo modo, es importante tener una hidratación adecuada y beber dos litros de agua diarios. Es recomendable orinar siempre que se tengan ganas y hacerlo cada dos o tres horas, así se previene el crecimiento bacteriano en la vejiga.

Si existe incontinencia urinaria (IU), un problema común en las personas de la tercera edad que aumenta el riesgo de desarrollar cistitis, se aconseja acudir al profesional médico cuanto antes para que diagnostique la causa y seguir el tratamiento que considere adecuado.

Se recomienda también, en el caso de las mujeres, el uso de lubricantes recomendados por el ginecólogo para evitar la sequedad vaginal. Del mismo modo, conviene orinar tras las relaciones sexuales para eliminar las bacterias que hayan podido penetrar en la uretra.

Otro método de prevención que puede resultar útil es tomar extracto de arándano rojo americano. Este preparado contiene proantocianidinas (PAC), un compuesto de naturaleza polifenólica con efecto antiadhesión que impide la adhesión de las bacterias a las paredes de la vejiga facilitando su expulsión a través de la orina.

 

Información útil para pacientes:

  1. Cinco razones por las que el sexo puede provocar cistitis
  2. Las mujeres sufre cistitis tras mantener relaciones sexuales
  3. Cistitis y sexo
  4. Las relaciones sexuales multiplican el riesgo de cistitis
  5. ¿Cómo afectan los preservativos a la aparición de cistitis?
  6. Influencia de las bajas temperaturas y el frío del invierno en la cistitis
  7. ¿Por qué la bacteria Escherichia coli (E.coli) provoca cistitis?
  8. ¿Tiene efectos secundarios el arándano rojo en las cistitis?

Fuentes:

comsalud

Deja un comentario